Hacer ejercicio es tan importante como el alimentarse bien. Mantenerse activo va más allá del evitar estar sentado utilizando algún dispositivo electrónico por más de 4 horas al día; es en realidad juntar varios pasos, correr, andar en bici, subir escaleras, entre otras actividades para equilibrar lo que entra y sale de energía en nuestros cuerpos y así lograr una adecuada composición corporal, es decir tener una cantidad de grasa y músculo. El ejercicio que cuenta para mantenernos saludables no tiene que ser correr un maratón o llegar a las olimpiadas, con los horarios y actividades que tenemos en la actualidad, además de los pocos lugares que existen para hacer ejercicio, el gimnasio es una opción para muchos.

 

Pensamos que ir al gimnasio es hacer pesas, que requiere de muchas horas y un entrenamiento pesado, pero existen muchas actividades para hacer bajo el techo de un gimnasio que podemos incorporar a nuestro estilo de vida saludable. En este año complementa una buena alimentación con un plan de ejercicio que puedes realizar en un gimnasio sin miedo ni excusas, te dejo algunos tips para añadir el ejercicio a tu lista de objetivos del 2017:

 

  1. Busca el gimnasio que más te convenga. Hacer una lista de pros y contras sobre precios, localización, instructores, instalaciones y lo que incluye, para que puedas tomar la decisión.
  2. No es necesario sólo “hacer pesas”, también los gimnasios ofrecen muchas opciones como clases que son divertidas y puedes compartir en grupo.
  3. ¿Sabías qué también ya existen gimnasios urbanos? Ahórrate unas cuantas mensualidades y ubica el más cercano, aquí también puedes utilizar los aparatos sin ningún costo.
  4. Un instructor certificado es básico. Para iniciar una rutina de ejercicio necesitas una valoración previa y que tu instructor conozca algunos datos sobre ti, como el que no tengas ninguna lesión o padecimiento que te impida iniciar con la rutina. Acércate a los expertos.
  5. Si eres principiante inicia paulatinamente con la cantidad e intensidad del ejercicio. Cubrir tus 30 minutos de ejercicio planificado al día puede ser un gran comienzo, después puedes incrementar el tiempo, así como la intensidad con la que corres, saltas, utilizas pesas, etc.
  6. Combo ganador gimnasio y alimentación. Para que puedas obtener los resultados esperados, así como ver más cambios positivos en tu salud, la alimentación es primordial para complementar tu rutina. Comer algo antes y después del ejercicio es básico.

 

Algo súper práctico que puedes llevar al gimnasio y te ayudará a mantener la energía y nutrimentos que necesitas para tener el mejor desempeño es Vitalínea®, un yoghurt con pocas calorías que te ayudarán a mejorar tu rendimiento, con deliciosos sabores bajos en grasa y una cremosa textura para quedar más que satisfecho después del ejercicio.

Escrito por : MNA, Jimena González García

Referencia: ACSM´s Guidelines for Exercise Testing and Prescription.